📆 Lima, 18 de octubre del 2022

El cáncer de mama es actualmente, la primera neoplasia más común entre las mujeres peruanas, según el Ministerio de Salud. Al año, 6,000 personas son diagnosticadas con este mal que, aunque pocos lo sepan, también puede afectar a los hombres.

Pese a estas cifras, que pueden parecer poco alentadoras, el 90% de los casos tiene alta posibilidad de ser superados, si se detectan en etapas tempranas, lo cual mejora el pronóstico y la calidad de vida de las personas.

Ante ese contexto, ¿qué es necesario hacer para evitar ser víctimas de esta enfermedad o, en el peor de los casos, detectarla a tiempo? Sigue leyendo y aprende más sobre la prevención del cáncer de mama.

¿Qué es la prevención?

La prevención consiste en tomar medidas para reducir la probabilidad de padecer alguna enfermedad. En ese sentido, las estrategias para prevenir el cáncer de mama buscan disminuir el número de casos nuevos y la mortalidad por esta enfermedad.

¿Cómo prevenir el cáncer de mama?

Estudios sobre el cáncer de mama demuestran que ciertos cambios en tu estilo de vida pueden disminuir el riesgo de enfermar de cáncer de seno. Aquí te indicamos algunas actividades para la prevención del cáncer de mama:

1. Mantén una alimentación saludable

Desde el Centro Especializado Oncológico del Grupo San Pablo, recomendamos llevar un estilo de vida saludable, con una alimentación balanceada y alta en fibras, disminuyendo el consumo de alcohol, azúcares y grasas. Una dieta saludable te puede ayudar a reducir el riesgo de padecer algunos tipos de cáncer, como el cáncer de mama.

2. Haz actividad física

El ejercicio es bueno. Una vida llena de actividad física produce muchos beneficios. Si no estás acostumbrado a ejercitarte, plantéate una meta: comienza con 30 minutos de ejercicios todos los días.

Te sugerimos realizar al menos 150 minutos de actividad aeróbica moderada o 75 minutos de actividad aeróbica vigorosa a la semana, con el objetivo de tener un peso saludable, factor que influye en el desarrollo del cáncer de mama.

En términos generales, el cambio de hábitos podría ayudarte a prevenir la enfermedad. Eso sí, antes de comenzar a ejercitarte, consulta con tu médico por si existe algún tipo de limitación en tu caso.

3. Limita el consumo de alcohol

Alcohol sí, pero con moderación. Es normal beber alcohol, pero intenta reducir el consumo, ya que cuanto más alcohol bebas, mayor será el riesgo de desarrollar cáncer de mama o de seno.

4. Lactancia materna

Amamantar o dar de lactar a tu bebé puede contribuir a la prevención del cáncer de mama, debido a que las concentraciones de estrógeno permanecen bajas durante el periodo de lactancia. Cuanto más tiempo des de lactar, mayor será el efecto de protección.

5. Hazte autochequeos

Es importante prestar atención a la detección del cáncer de mama. Realízate un autoexamen y si observas algún cambio en tus senos, como la aparición de un bulto o cambios en la piel, acude de inmediato a una consulta con el médico mastólogo. Asimismo, pregúntale al médico cuándo deberías comenzar a hacerte mamografías y otros exámenes de detección según tus antecedentes personales.

Si eres mayor de 40 años, te recomendamos practicarte cada año un examen clínico de mamas con un especialista de la salud. Recuerda que la prevención es tu gran aliada.

Para mayor información sobre prevención, especialistas y tratamientos, visita online nuestro Centro Oncológico San Pablo o reserva una cita para la especialidad de Oncología Médica y no olvides seguirnos en todas nuestras redes sociales para más consejos de vida sana.